Vaquita marina al límite de la extinción

Conoce sobre la problemática que está llevando al borde de la extinción a la vaquita marina: la caza furtiva de la totoaba en el Golfo de California en México.

Ejemplar de la vaquita marina

 

La vaquita marina es uno de los muchos animales que se encuentran ante una inminente extinción, el Comité Internacional para la Recuperación de la Vaquita (CIRVA) dio a conocer que el número mínimo de ejemplares que quedan en México de este aniamal son 6. Sin embargo, cada vez son más las organizaciones que participan activamente para una regulación de las redes de pesca para que se detenga la desaparición de esta especie.

 

Según el experto Lorenzo Rojas, el director de CIRVA, uno de los principales factores que ha puesto en riesgo a otros animales marinos son las redes de enmalle. Precisó que "se calcula que mínimo se mueren 300.000 a 400.000 individuos de mamíferos marinos en redes de pesca y así como tortugas y aves marinas, entonces sabemos que es un problema mundial", cifras que revelan la situación lamentable a la que se exponen diferentes vidas por la falta de conciencia ambiental, además de las inminentes  prácticas de pesca ilegal.

La falta de regulación de la pesca en general ha hecho que no sean suficientes las medidas para evitar la pérdida de especies, así como otros escenarios de esclavitud en el océano que se presentan por la demanda de consumo, alternativas de pesca sin precaución y la ausencia de entidades gubernamentales que monitoreen, regulen y tomen medidas sobre este tipo de circunstancias que ya han dejado millones de víctimas. En consecuencia a la preocupación por la extinción de la vaquita marina y la falta de educación ambiental sobre los impactos negativos que tienen estas prácticas, las Islas y Áreas Protegidas del Golfo de California en México –su hábitat– fueron declaradas por la Unesco como Patrimonio Mundial en peligro para hacer un llamado a la acción.

 

La vaquita marina es víctima de la creciente caza ilegal

 

La vaquita marina, el pez totoaba y otras especies endémicas de la región del Alto Golfo de California, son víctimas de la caza de pescadores chinos y californianos, los cuales durante años explotan los diferentes atractivos gastronómicos de estos animales para ser vendidos y continuar en el usufructo desmesurado de sus propiedades. Por ejemplo, el buche del totoaba es profundamente codiciado por los chinos, lo consideran un manjar.

 

La evidencia de este tipo de situaciones lamentables hace que se creen iniciativas que buscan visibilizar esta problemática para generar mayor conciencia, motivar a la sociedad en general y las futuras generaciones a tomar medidas que permitan minimizar el comercio y pesca ilegal. Puesto que, la vaquita marina no es la única especie víctima de la caza furtiva, otras especies como los elefantes también se ven afectados por el tráfico ilegal.

 

Entre las  películas sobre el medio ambiente que se presentaron en la IV versión del Festival Internacional de Cine Ambiental Planet On estuvo Sea of Shadows, en español Mar de Sombras, la cual retrata el desastre que vive uno de los ecosistemas más espectaculares de la Tierra. En él se puede ver cuando los cárteles de drogas mexicanos y los tráficantes chinos unen fuerzas para cazar ilegalmente este pez por medio de letales métodos que ponen en riesgo inminente la vida de muchos animales marinos de la región; entre los ejemplares que mueren siendo víctimas de las redes se encuentra la vaquita marina.

 

En el producto audiovisual es posible ver como científicos, conservacionistas, periodistas investigadores, valientes agentes encubiertos y la Marina mexicana ponen su vida en riesgo para salvar a los últimos ejemplares. Esta producción hace parte de una de las películas sobre el medio ambiente producidas por la National Geographic Documentary Films, que buscan motivar a las audiencias a gestionar al cambio, a crear pensamiento crítico y replantear sobre sus hábitos de consumo.